Fórmula Uno: Red Bull se une a Ford para el motor del 2026, con 475 CV eléctricos


Honda no seguirá a partir de ese momento con los de Milton Keynes.

La F1 también se va a electrificar a nivel masivo a partir de 2026, siguiendo el camino del resto de la automoción de calle. Para el nuevo propulsor, se estima que se pasará de los actuales 160CV que proporciona el ERS en los coches a los 475 (unos 30KW) en la futura normativa, es decir, la mitad de la potencia total, que estará rondando los 1.000CV totales sumando el clásico motor térmico V6 turbo. Y para ello, Red Bull, que creó en 2021 su división Powetrains (trenes motrices), con el fin de desarrollar y fabricar su propio motor de F1, tras la salida oficial de Honda, ha decidido recurrir a un gigante de la automoción como Ford, como soporte para hacer frente al desafío.

Leer También: F1: Max Verstappen sobre el castigo a Red Bull, «No impedirá que podamos revalidar el título»

¿Y Honda seguirá?

La pregunta que surge es, ¿que?sucede con Honda?, que a finales de 2022 se inscribió como motorizador de la F1 para 2026 y que se pensaba que seguiría colaborando, como lo hace ahora, con Red Bull en el motor del coche actual. Pues según revela ‘Auto Motor und Sport’, parece que no las conversaciones con los japoneses sobre el futuro no han llegado a buen puerto o más bien a nada definitivo. Como parte de un acuerdo de cooperación, los japoneses seguirán suministrando motores a Red Bull hasta finales de 2025 (alquilando personal, tecnología e instalaciones), aunque desde 2021 han dejado oficialmente la Fórmula 1. Después de la salida de Honda, Red Bull decidió construir su propia fábrica de motores en el recinto de la compañía en Milton Keynes, y Ford ahora se está mudando a ella, según asegura la publicación alemana especializada.

El tiempo apremia y en cuestión de desarrollo de un motor nuevo, que pasará además de un 10% a un 100% de biocombustible, hablar de 2026 es casi pasado mañana. Si Honda no está ya en ese proyecto al 100% no tendrá unidad para 2026 y los seis motorizadores de los que presumía este viernes la FIA, se quedarían en cinco, los actuales (Alpine, Ferrari, Mercedes), Audi (que estará con equipo propio en 2026) y Ford.

Ford se electrifica

Uno de los puntos fuertes de Ford es que está invirtiendo en este momento 50.000 millones de dólares en la transformación a la electromovilidad. Quieren aumentar sus propias capacidades de producción a 600.000 coches eléctricos este mismo año. La producción debería alcanzar los dos millones de vehículos eléctricos a finales de 2026. “Esta asociación marca el comienzo de un nuevo y emocionante capítulo en la historia del automovilismo de Ford, que se remonta a mi bisabuelo, quien sentó las bases del éxito de nuestra empresa con victorias en carreras”, señalaba Bill Ford, presidente del fabricante de la marca, tras hacerse pública la asociación con Red Bull.

Sin acciones de Red Bull

Ford será un socio técnico, pero no formará parte del equipo como tal, pues no adquiere acciones del equipo de las bebidas energéticas, como en su día quiso hacer Porsche. Ford tendrá que pagar por sus logotipos en el coche cuando aparezcan y aliviará el desarrollo de los nuevos generadores eléctricos y las baterías, que es el punto donde pueden aportar.

En cuanto al motor térmico, se supone que será desarrollado de cero por los técnicos fichados, procedentes de Mercedes y Ferrari, principalmente, que fueron fichados hace dos años por Red Bull y que ya trabajan en Milton Keynes, pues la actual tecnología de Honda, hoy curiosamente uno de los mejores motores de la F1, están sujetos a propiedad intelectual y derechos comerciales.

“Una muralla china”

A ese punto se refirió Christian Horner, director de Red Bull, en rueda de prensa. “Tenemos un acuerdo y una gran relación con Honda hasta fines de 2025. No hay cruce de propiedad intelectual, todos los motores Honda se producen en Japón y, enen el lado de RB Powertrains, todo está muy enfocado en 2026. Así que hay una muralla china entre las dos actividades, pero vamos a trabajar con Honda durante los próximos años para lograr los mejores resultados que podamos”, aclaraba el británico.

“Tenemos un motor homologado, que está efectivamente congelado. Honda suministra ese motor y son dueños de toda la propiedad intelectual, por lo que no vemos el interior del motor ni nada por el estilo. Haremos todo lo posible con Honda para tratar de defender y lograr más victorias de carreras y campeonatos”, añadía.

Jim Farley, director general de Ford y Max Verstappen, durante la presentación en Nueva York.

Por su parte, en Ford están encantados con la nueva sociedad: “El regreso de Ford a la Fórmula 1, con Red Bull Racing, representa todo lo que nos definirá como una empresa en el futuro: vehículos modernos cada vez más electrificados, intensivos en software y experiencias de los clientes”, afirmaba Jim Farley, director ejecutivo de Ford Motor Company, en el evento de presentación en Nueva York del pasado viernes..

Hender “Vivo” González

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com