Su técnico, John Kavanagh, ve al luchador irlandés regresando tras su grave lesión. No tiene ránking en la UFC tras su prolongado tiempo de baja

Mientras Conor McGregor sigue inmerso en complicadas situaciones personales, su carrera como luchador vuelve a un punto de partida.

Está dispuesto a regresar al octógono, tras recuperarse de su grave lesión de pierna en aquella derrota ante Dustin Poirier, y más que rumores y promesas, desde su entorno dan luz verde a que uno de los luchadores más carismáticos y laureados vuelva a la UFC de nuevo.

‘Apostaría mi casa por ello’, dijo su entrenador, John Kavanagh, en ‘MMA Hour’. ‘Estuvimos hablando junto a su manager, Audie Attar, y hay negociaciones interesantes. Confiamos’, añadió. Esas conversaciones tienen que ir dirigidas más que a un rival a que vuelva a cumplir el protocolo antidopaje de la UFC.

McGregor, cuyo último combate fue aquella dolorosa derrota ante Dustin Poirier, no tiene clasificación en el peso ligero de la UFC, pero es el reclamo claro para la compañía. “Está el gran Nate Díaz allí”, relató Kavanagh al explicar sus qunielas. “Justin Gaethje sería un combate muy interesante, y no nos hemos medido a él. Con Poirier han sido muchos combates y sería algo extraño. Michael Chandler es un gran atleta y luchador. Son brillantes y nos darán algo diferente”, señaló. Parece que todos ellos pasan por la mente del irlandés, que según su entrenador “está mostrando de forma clara lo que quiere o no hacer”.

Lo que es seguro es que McGregor está deseoso por volver. “Le motiva muchísimo el entrenamiento para su próximo combate. Tiene muchos cinturones de campeón, y eso no le motiva ahora. Y más que un rival particular es mostrar todas sus habilidades y demostrar cómo las utiliza”, afirmó su entrenador. “Eso le mueve. Digo nombres y él tiene claro que peleará. Si no viese ese interés no estaríamos 12 semanas bajo un duro entrenamiento”, sentenció.

Marca

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com